Entierro de La Sardina de Los Sauces 2018

En la noche de ayer tuvo lugar en Los Sauces, un municipio al norte de la isla de La Palma (Islas Canarias), una de los Entierro de Sardina más carismáticos de los que se pueden encontrar en Canarias. Tanto es así, que la fiesta pronto obtendrá la protección de Bien de Interés Cultural.

Su “cortejo fúnebre” inició el recorrido por las calles del municipio rozando las 22 horas, para dar quema de “Doña Sardina” dos horas más tarde, si bien la fiesta continuó hasta altas horas de la madrugada.

Varias son las peculiaridades que distinguen este Entierro de La Sardina de los celebrados en otros lugares: se celebra en plena cuaresma, la tematización del “cortejo fúnebre” que reduce el protagonismo a las tradicionales viudas, curas y monjas propias de esta celebración (este año “Doña Sardina” venía de Japón, aunque la temática cambia cada año, como en que la sardina venía desde Brasil) y sin duda la pecularidad que más atrae a los llegados de otros municipios: el cambio de ritmo del paso de marcha procesional a otro más allegro para “bailar” la Sardina arriba y abajo y de un lado al otro de las calles.

Aún con sobrecarga lumbar por mantener la posición en la locura que se forma alrededor de “Doña Sardina” cuando los cargadores la bailan, les dejo con lo que la fiesta dió de sí, y recuerden: #enlasardinanosvemos .


Los cargadores se maquillan para caracterizarse de Japoneses.

Los cargadores se maquillan para caracterizarse de Japoneses.


Los cargadores se reúnen en la casa de la cultura para vestirse, contando con ayuda de familiares y amigos.

Los cargadores se reúnen en la casa de la cultura para vestirse, contando con ayuda de familiares y amigos.


Algunos usan cinta para reforzar sus muñecas y aguantar mejor los embates de bailar la Sardina.

Algunos usan cinta para reforzar sus muñecas y aguantar mejor los embates de bailar la Sardina.


Últimas instrucciones y arengas ya en la formación previa para ir a buscar la Sardina.

Últimas instrucciones y arengas ya en la formación previa para ir a buscar la Sardina.


Las motivaciones para la tarea que les viene encima, también llegan en forma de beso.

Las motivaciones para la tarea que les viene encima, también llegan en forma de beso.


El paso procesional de lado a lado de la calle, vacía los lados de la Sardina.

El paso procesional de lado a lado de la calle, vacía los lados de la Sardina.


Los cables de lado a lado de la calle hace que, en ocasiones, haya que bajar la Sardina y estar pendiente hasta que se rebasen.

Los cables de lado a lado de la calle hace que, en ocasiones, haya que bajar la Sardina y estar pendiente hasta que se rebasen.


Según avanza el recorrido y se acumulan los bailes, los más de 500 kilos de peso de la Sardina empiezan a hacer mella en los cargadores.

Según avanza el recorrido y se acumulan los bailes, los más de 500 kilos de peso de la Sardina empiezan a hacer mella en los cargadores.


Pero según la Charanga el Desastre cambia el ritmo, la Sardina vuelve a bailar arriba y abajo como si fuera la primera vez.

Pero según la Charanga el Desastre cambia el ritmo, la Sardina vuelve a bailar arriba y abajo como si fuera la primera vez.


El fin último de la Sardina es su quema, acompañada de castillos de fuegos artificiales.

El fin último de la Sardina es su quema, acompañada de castillos de fuegos artificiales.